Los Defensores Marvel Limited Edition

Los Defensores Marvel Limited Edition

Y llegó el día en que algunos de los héroes más poderosos de la tierra se unieron contra un objetivo común. Ese día nacieron… LOS DEFENSORES.

Disculpad la trampa y el juego de palabras, porque aunque sin duda esa cita es uno de los emblemas más reconocibles del grupo por excelencia de súper poderosos en Marvel, Los Vengadores; no podemos negar que podría ser aplicable también al equipo formado por el Doctor Extraño, Namor, Hulk y, posteriormente, por nuevos y reconocibles miembros de ese universo de ficción, como Estela Plateada o la nueva Valquiria. Salvo por un detalle fundamental: Los Defensores no son un equipo.

Un grupo diferente.

Conocidos por el fandom y el propio sello como el “no grupo”, hay un condicionante que parte como base de Los Defensores y que supone la principal diferencia de este codiciado título nacido a principios de los 70, con el de los héroes con base en la quinta avenida.

En este caso no tienen sede, no han firmado fundamentos, no tienen juramento y ni siquiera se reúnen periódicamente o celebran incorporaciones de nuevos miembros.
Pero esta desorganización no evitaba que mes tras mes, los diferentes personajes se pusieran de acuerdo y fueran convocados contra una amenaza común. Y esa falta de consenso no sólo funcionaba como elemento diferenciador con el resto de grupos Marvel, sino que encajaba perfectamente con las cualidades de héroes famosos por su arrogancia, insumisión y carácter solitario. Una anarquía en la organización que Stephen Extraño trataba de apuntalar, pero que chocaba con la negativa de sus “no compañeros” a recibir órdenes de nadie.

Los Defensores

Nueva edición.

Con motivo del lanzamiento este mes de diciembre de un nuevo Marvel Limited Edition dedicado a Los Defensores, analizamos y dejamos nuestras impresiones acerca de esta creación del prolífico guionista Roy Thomas, que más tarde dejara en manos de otro de los nombres propios más influyentes de la expansión Marvel en esa década, Steve Englehart.

El “no grupo”.

Héroes individualistas, de poder indiscutible pero con dificultades para ser reconocidos como protectores de la humanidad. Personajes atractivos, con importante peso en la historia del universo Marvel, pero sin el respaldo suficiente por parte de los lectores para mantener sus series en funcionamiento. Con mayor o menor medida, está era la situación de los miembros de Los Defensores antes de que Roy Thomas le planteara a Stan Lee la creación de un nuevo equipo con el Doctor Extraño, Namor, Hulk y Estela Plateada en sus filas.

La petición estaba fundamentada en el crecimiento de ventas que se había comprobado en la serie regular de Namor (Submariner 34 y 35, febrero-marzo 1971), cuando el príncipe atlante solicita la ayuda de Silver Surfer y el coloso esmeralda para detener un experimento de control del clima potencialmente devastador. Bautizados entonces como “Los Tres Titanes”, dejó madurando una idea que tenía luz verde en diciembre de ese año con Marvel Feature 1 y la creación de Los Defensores, pero con el cambio en la formación de Estela Plateada por el Doctor Extraño, debido a la entonces cerrazón de Lee por dejar las aventuras de su héroe más querido en manos de otros. Pero incluso esa sustitución contra la opinión del eterno becario de Marvel también encontraba argumentos.

La Valkirya

Fin de la serie de Doc Strange.


El último número de Doctor Extraño ( 183. Noviembre de 1969) dejaba no sólo la cancelación del título, sino el inicio de una saga que sería terminada, precisamente, en las series de Submariner y Hulk; además de introducir a “los Inmortales”, una especie de versión marvelizada de los primigenios de Lovecraft que actuarían como enemigos del grupo en más de una ocasión.

Sentadas las bases del equipo y a la vista del éxito en Marvel Feature, los héroes pasaron a protagonizar su propia serie regular, ya en 1972, con el título de Defensores y con la presencia de Norrin Radd en el grupo.

Marvel Limited Edition. Contenido.

El primer MLE dedicado a Los Defensores que incluye toda esta etapa previa de los orígenes del equipo, Con Doctor Strange 183, Sub-Mariner 22, 34-35, The Incredible Hulk 126, Marvel Feature 1-3, The Defenders 1-11 y The Avengers 115-118; incluyendo también ese primer crossover con los Vengadores, en una saga considerada de culto por muchos aficionados al noveno arte.

Marvel Feature 1

Los autores.

Así que hablar de Los Defensores es hablar de su creador, Roy Thomas; del guionista que se hiciera cargo de la serie Steve Englehart, y también de los diversos dibujantes que crearon sus páginas hasta la llegada de un sobresaliente Sal Buscema, quién, al igual que hiciera su hermano John en las páginas de Los Vengadores, consolidó la estética e imagen clásica de la serie, firmando uno de sus trabajos más destacados en el Bullpen.

Si en la etapa previa a la fundación del “no grupo” disfrutamos del arte de Marie Severin, el propio Sal Buscema, Gene Colan o un más que olvidable Herb Trimpe; fue Ross Andru el encargado de dar vida a Los Defensores en esa primera aparición, dejando también uno de los entintados más extraños de Bill Everett en Marvel Feature.

Cuenta el propio Roy Thomas que Everett detestaba el lápiz de Andru por la falta de definición de sus líneas y tomó la decisión de entintar todas ellas, con un resultado bastante peculiar y que podría ser el acercamiento más exacto a lo que entregaba el dibujante, un excelente narrador pero con algunas inseguridades y dificultades para cumplir con los plazos de entrega.

Aunque tras la consabida regañeta de Stan Lee, el creador de Namor continuó en el entintado con una mayor estilización del arte entregado por Andru, fue Sal Buscema el que se apropió de esa parcela para la serie regular, apoyado en las tintas de Frank Giacoia o Jim Mooney.

Los Defensores

En este sentido valorar la inventiva de Roy Thomas, que se mantuvo como editor en Los Defensores y que llegó a combinar guiones de títulos como Namor, Hulk, Vengadores y Marvel Feature, además de darnos en los setenta otras creaciones como Conan, Puño de Hierro y muchas más.

Similar situación la de Englehart que también tuvo la valentía de asumir simultáneamente dos de las series más importantes del sello editorial, Los Vengadores y Los Defensores. Esa condición dejó como principal conexión ese cruce antes referido entre ambas series, si bien dejaría de compatibilizar ambos títulos con la llegada del veterano Len Wein o Steve Gerber

La hora de las palomitas. Héroes sin complejos e historias para entretener.

Pero, ¿qué tipo de historias contiene la serie de Los Defensores? Pues de superhéroes. Premisas sencillas con desarrollos espectaculares en los que la acción prima sobre el

argumento. Amenazas globales, respuesta de los héroes que se convocan cada número para luchar por el bien, aunque la opinión pública no tenga la mejor valoración de ellos o desconozca sus acciones o intenciones.

No obstante, la presencia de personajes como Doctor Extraño, Estela Plateada o Namor, permiten explorar asuntos relacionados con la magia, el ocultismo, las dimensiones de la realidad o, incluso, la lucha por el medioambiente.

En esa línea de innovación, la llegada de la primera mujer al título, la Valkiria (1973), quién vestirá el diseño que creara John Buscema para la Encantadora en Los Vengadores; pero que esta vez está encarnada por Barbara Norris, quién fuera integrante de una secta que pretendía el retorno del Sin Nombre y los Inmortales a la Tierra, pero que se sacrificó en rebeldía al plan de su líder.

Por poner algunos ejemplos del contenido de la serie, los primeros números de Marvel Feature, que dejarán el enfrentamiento con el extraterrestre tecno-asistente Yandroth; o el primer número de la serie regular, que medirá a nuestros héroes con Dormammu, quién reaparecerá más tarde como enemigo a batir en la referida Vengadores vs Defensores.

Los Defensores

Valoración final.

Así que partiendo de la base de que hablamos de un Must Have para cualquier coleccionista de las historias clásicas de Marvel y un material muy cotizado, como demostraban los elevados precios de este título en el mercado especializado y de segunda mano; pretendemos responder a si se trata de una lectura llevadera e interesante para el lector actual.

Y contestar no va a ser fácil, pues el que escribe se encuentra en el grupo de los que necesitaba atesorar estos números que tanto impacto tuvieron en la historia del comic book americano de los setenta.

¿Han envejecido bien?

No sabría decirlo. Las historias destilan ese aroma simple e infantil propio de la época y, aunque los argumentos derrochan talento e inventiva de sus guionistas, el desarrollo y los diálogos son encorsetados y a veces incluso prescindibles. La presencia del poco sesudo Hulk o el eternamente confundido Estela Plateada, no ayudan a la fluidez de los textos, que pasan a un segundo lugar frente a las enormes batallas y demostraciones de fuerza.

Pero también hemos de decir que el mero hecho de ver juntos a tan carismáticos y poderosos personajes, la inestabilidad del grupo o la inclusión de elementos místicos en algunas sagas, convierten este título en un entretenimiento continuo y un ejemplo claro del devenir de Marvel para satisfacer los intereses de un público cada vez más difícil de sorprender y que exigía la sucesión de continúas innovaciones en las series. Aquí, como en Los Vengadores, serán muchos y variados los nuevos “no miembros” de un grupo de superhéroes que, con objetivos indeterminados, lograban componer uno de los iconos más atractivos de este mundo apasionante de las viñetas.

FRAN FERNÁNDEZ

Reseña Vlad Drácula de Thomas y Maroto

Reseña Vlad Drácula de Thomas y Maroto

Hoy vamos a hablar de Vlad Drácula, miniserie de Roy Thomas y Esteban Maroto, que recupera Planeta en un tomo, aunque sin el color de los originales.

Cuando Bram Stoker utilizó la figura histórica de Vlad Tepes, príncipe de Valaquia, para crear a uno de los personajes más icónicos de la literatura universal, seguro que no se imaginaba hasta que punto su novela iba a influir y dejar huella en tantas historias posteriores, ya fuera en cine, series, libros o comics.

Sin el mito de Drácula, seguramente Vlad Tepes no tendría la relevancia que le dio Stoker al incluirle en su mito.

Contexto histórico

Vlad lll, nacido como Vlad Drăculea (Sighișoara, noviembre de 1431-Bucarest, diciembre de 1476), más conocido como Vlad el Empalador (en rumano: Vlad Țepeș), fue príncipe de Valaquia, hoy el sur de Rumania, entre 1456 y 1462.

Fue un gran luchador en contra del expansionismo otomano que amenazaba a su país y al resto de Europa, y también era famoso por su manera de castigar a los enemigos y traidores.

Vlad era ortodoxo, aunque con posterioridad se convirtió al catolicismo.

Fue rehén de los invasores otomanos hasta los diecisiete años de edad, cuando logró tomar el trono de Valaquia, del cual fue depuesto poco tiempo después.

Sin embargo, en 1456, tras la Batalla de Belgrado, Vlad ascendió de nuevo al trono, tras matar a su contrincante Vladislav II, y ya no lo abandonó hasta 1462.

Después vivió en el exilio hasta 1474, momento en que se lanzó de nuevo a la batalla para recuperar el cargo, lo que conseguiría en 1476.

Sin embargo, en diciembre de este año caería luchando contra los turcos, rodeado de su leal Guardia Moldava.

Su traumática infancia fue muy determinante a la hora de formar su futuro como príncipe.

A los 13 años, en 1444, fue entregado a los turcos como rehén junto con su hermano Radu (en rumano Radu cel Frumos) por su padre, como muestra de sumisión al Sultán y como garantía.

Fue criado por el mismo Murat II (padre de Mehmed II, el cual lo tuvo como a un hermano) en ciudades como Adrianópolis, Egniojsor, Ened y Ninfamén, con el propósito de evitar una nueva traición por parte del padre de Vlad.

La primera parte del reinado de Vlad estuvo dominada por la idea de eliminar amenazas a su poder, especialmente de grupos de nobles, como los boyardos.

Esto se consiguió por eliminación física, pero también reduciendo el rol económico de la nobleza: las posiciones más importantes en el Concilio de Príncipes, que iban normalmente a los más poderosos boyardos, fueron dadas a individuos desconocidos, algunos de origen extranjero, pero leales a Vlad.

Fue despiadado y en las ciudades donde no lo aceptaban se realizaban ejecuciones por empalamiento de hombres, mujeres y niños (aunque esto último es relatado de manera parcial en las crónicas alemanas​), como en los casos de las ciudades transilvanas de Kronstadt (Brașov) y Hermannstadt (Sibiu), ambas habitadas por colonos alemanes que no querían comerciar con él o que no querían pagarle tributo.

En 1459 hizo que 30 000 colonos alemanes (sajones) y oficiales fueran empalados.

Con ello iniciaría su carrera de brutales masacres, entre las que se le atribuyen el exterminio de entre 40 000 y 100 000 personas entre 1456 y 1462, hechos detallados en documentos y grabados de la época, que pusieron de manifiesto su gusto por la sangre y el empalamiento, por lo que se le comenzó a llamar Țepeș que en rumano significa “empalador”).

Vlad murió durante una batalla contra la invasión de los Turcos en diciembre de 1476.

Las circunstancias de su muerte no son del todo claras, ya que existen por lo menos tres versiones relacionadas a dicho evento.

Existe una versión que asegura que fue muerto durante la batalla por infieles Boyardos; otra versión señala que fue muerto por sus guardaespaldas.

Finalmente, la versión más difundida es la que señala que durante la batalla, antes de ser capturado por los Turcos, logró escapar de sus enemigos.

Se colocó el ropaje de un soldado turco caído y huyó en dirección a sus hombres, quienes al verlo lo confundieron con el enemigo, matándolo al instante sus propios soldados, decapitándolo y dejando su cuerpo yaciendo en el campo.

El único detalle del que se tiene certeza es que los turcos desollaron la cabeza cercenando su cara y su cabellera del cráneo y llevadas como trofeo a Constantinopla, donde el sultán ordenó que se colocara en una estaca para no dejar lugar a dudas con relación a la muerte de Vlad.

Se desconoce el lugar de su sepulcro, si bien se lo ha situado en el monasterio de Snagov desde el siglo XIX.

Los autores

Roy Thomas.

Roy Thomas (22 de noviembre de 1940, Missouri) es un guionista y editor de comic books estadounidense.

Fue el primero en suceder a Stan Lee como redactor jefe de Marvel Comics.

Es conocido especialmente por llevar a Conan el Bárbaro al cómic, con una serie de historias que ampliaban la cronología establecida por su creador (Robert E. Howard) para el personaje, lo que puso de moda las historias de espada y hechicería en los cómics.

Heredó de Stan Lee los guiones de buena parte de las colecciones de superhéroes originales de Marvel, realizando largas etapas en Avengers (Vengadores) y X-Men, entre otras.

También es conocido por su defensa de los personajes de la Edad de oro de los comic-books, especialmente del grupo de superhéroes de los años 1940s La Sociedad de la Justicia de América, destacando en su trabajo para DC Comics su etapa en All-Star Squadron.

Entre sus ingentes trabajos se encuentra Spiderman, Wonder Woman, X Men, Vengadores, Capitán América o Conan.

Esteban Maroto.

Esteban Maroto comenzó su carrera hacia 1955 en el estudio de Manuel López Blanco, abocetando a lápiz la serie Aventuras del F.B.I. de Rollán, durante cuatro años.

Allí entabló amistad con Carlos Giménez, que dibujaba los fondos. Instalados en un estudio propio, Maroto y Giménez produjeron juntos Buck John y El príncipe de Rodas.2​3​ Al mismo tiempo, acabó Magisterio Industrial y empezó la carrera de Ayudante de Obras Públicas.

En 1963 colaboró con García Pizarro.

Firmó un contrato con Selecciones Ilustradas y, después de realizar el servicio militar, se marchó a Barcelona.​

Desde allí, dibujó historietas bélicas y románticas para el mercado inglés, además de colaborar con Giménez en Gringo.

En 1967 comenzó la serie Cinco por infinito, a la que seguiría La tumba de los dioses y Wolff.

Estas empezaron a labrarle una gran fama en Estados Unidos. En los años 1970, Maroto dibujó historietas de terror para los cómics de Warren Publishing’ Creepy, Eerie y Vampirella. Maroto es también el responsable del diseño del bikini de metal de Red Sonja.

En 1972 su obra Alma de Dragón comenzó a ser publicada en la revista Trinca.

Fue Huésped de Honor de la 9ª Edición del Salón Internacional del Cómic de Lucca.

También recibió el premio Foreign Comic Award (Academy of Comic Book Arts) y, como explica su compañero Josep María Beá, “a raíz de dicho galardón, la crítica especializada inició una injusta campaña de desprestigio hacia Maroto en la que se empleó un ensañamiento rayano a la crueldad”.

Tras dedicarse a la ilustración, realizó comic-books como Zatanna y Aquaman, siempre para DC Comics. Entre el 2004 y 2005 dibujó un par de historias de Brendon para la editorial italiana Sergio Bonelli Editore.

Dracula Planeta

La obra

Roy Thomas se centra en la figura histórica de Vlad Tepes dejando a un lado la leyenda vampírica, salvo al final, tras la muerte del personaje.

Nos relata en primera persona con la voz de Tepes su vida desde niño hasta su final.

Sus disputas por el trono de Valaquia, sus victorias y derrotas, su lucha contra los otomanos, alianzas, traiciones…Un juego de tronos en centroeuropa muy interesante.

A tenor de la historicidad, el tebeo es muy fiel a los acontecimientos históricos de los que Tepes fue protagonista, se nota que Thomas puso mucho mimo y cariño y estudió bien la biografía del príncipe valaco.

Pero si algo eleva a cotas estratosféricas ésta obra es el descomunal dibujo de Esteban Maroto, unas planchas que te dejan absorto en cada página. 
Ha habido quejas de que haya salido en blanco y negro y no en color como se publicó originalmente, y yo soy partidario de que un cómic se publique igual que el original, pero cuando ves los lápices y las tintas de Maroto todo te da igual.

Conclusiones

Planeta ha hecho un gran acierto recuperando éste gran material y lo hace además en un elegante tomo cartoné tamaño álbum a 25 €, con color de portada de Santi Casas.

Recomendaciones de Abril

Recomendaciones de Abril

Empezamos con este una nueva serie de artículos en donde hacemos un repaso de las novedades de Abril que más nos llaman la atención.

Este mes de Abril tenemos el Salón del Cómic de Barcelona y hay una gran cantidad de títulos.
No nos ceñimos solo a las novedades, propiamente dichas, también consideramos reediciones, sea Marvel, Dc o material clásico, que lo hay y muy bueno.

Las recomendaciones están hechas por miembros del equipo, intentando que sean lo más variadas posibles.

Vlad el Empalador. Planeta.

Planeta va a recopilar en blanco y negro la historia de Roy Thomas y Esteban Maroto “Drácula: Vlad The Impaler”.

Es una serie limitada de 3 números publicada originalmente en 1993.
En ella nos vamos a encontrar la juventud y primeros años de reinado de Vlad Drácula, el rey en el que se inspiro Bram Stoker para escribir su famoso novela. Poco se puede decir de esos autores que no se sepa ya.

Thomas fue el sucesor de Stan Lee como redactor jefe en Marvel Comics y nos ha traído grandes etapas de personajes como Conan, los Vengadores o los X-Men. Esteban Maroto es un autor conocido sobre todo por obras de fantasía heroica y ciencia ficción.
En este tomo no encontrarás la típica historia de vampiros, sino la guerra de Vlad el Emapalador contra los invasores turcos, la construcción de su castillo, el descenso a la crueldad y sus últimos días.

Podéis leer la reseña en este enlace.

El Vigía: Hombre de dos mundos. Panini.

El Vigía está de vuelta, el personaje creado por Paul Jenkins y Jae Lee tiene de nuevo serie propia con la llegada de Fresh Start.
Panini Cómics publica los cinco primeros números de la actual colección protagonizada por Bob Reynolds este mes de abril, poco después de reeditar la obra en la que apareció por primera vez el personaje.

En este caso, la actual serie del Guardian Dorado corre a cargo de Jeff Lemire y Kim Jacinto.
El guionista canadiense está de moda, realizando algunas de las mejores series de la actualidad, así que solo por encontrar su nombre en la portada seguro que merece la pena esta compra. En el caso del artista Kim Jacinto, aunque es bastante desconocido, presenta un arte que, sin ser sobresaliente, cumple perfectamente.

Espero con muchas ganas ver lo que nos ofrece Lemire en este primer arco argumental llamado Hombre de dos mundos que Panini Cómics pone a la venta a través de su línea 100% Marvel.

Podés leer la reseña en este enlace.

Iron Man Integral: Extremis. Panini.

Nunca me he interesado demasiado por las distintas series sobre las
andanzas de Iron man en solitario, pues francamente este personaje me
atraía más compartiendo aventuras con el resto de Vengadores.

Pero allá por 2006 Panini publicó unos tomos de 100% Marvel (recopilados posteriormente en Marvel Deluxe) con el nombre de Warren Ellis en la portada, lo cual fue motivo suficiente para echarle un vistazo.
Fue abrir el tomo, ver el dibujo de Adi Granov y no pensármelo dos veces.

Se trata, sin duda alguna, de una muy recomendable etapa del personaje
donde se desarrollaba todo ese concepto de la tecnología conocida como
Extremis en una magnífica historia apta tanto como para fans del
personaje como para todo aquel que quiera leer algo concreto sobre el
Hombre de Hierro, recopilada ahora en este  magnífico tomo intregral.
Esto es lo que la película de Iron man 3 tendría que haber sido…

La Gran Novela de la Patrulla X. nº 2

Entre las novedades de abril destaca por su formato y lo variopinto de su interior la Gran Novela de la Patrulla X 2, a cargo de Ed Piskor y que tan buen sabor de boca nos dejó su primera entrega.

Aunque este número puede leerse de forma independiente al primero, yo de vosotros me haría con el primer número para comprender mejor lo que el autor está montado en SU gran novela de la Patrulla X y no perderos lo curioso del proyecto. Para poneros en antecedentes, Ed Piskor es un reputado autor de cómic con un estilo muy peculiar que le ha lanzado a la fama en el panorama del cómic americano, y acérrimo fan de los X-Men. Gracias a la redes sociales y a su deseo de dibujar a los X-Men, como cuando era pequeño, Marvel le dió la oportunidad de escribir la Gran Novela de los X-Men, o Patrulla-X como la conocimos aquí en su día.

Así pues el primer número estuvo dedicado a la Patrulla-X original y en él se narraba cronológicamente todo lo ocurrido a los mutantes justo hasta la llegada de la segunda génesis. Que es justo donde lo retoma este segundo tomo que le dejará justo en la Saga de Fénix Oscura. El estilo de Piskor es muy peculiar y aunque hay viñetas que muchos frunzan el ceño, hay otras que realmente son impactantes.
Los puristas encontraran incongruencias o imprecisiones, pero hay que tener en cuenta que es la forma en la que Ed Piskor tiene en su cabeza la historia de los X-men, no se trata de vademécum mutante de consulta sino un ejercicio artístico con numerosas licencias.

Podéis leer la reseña en este enlace.

Devilman: The First. Panini.

En abril, la editorial Panini pondrá a la venta, por primera vez en nuestro país, la obra clásica del manga Devilman, cuyo autor es el conocido Go Nagai. La edición de Panini estará disponible en tres volúmenes de periodicidad bimestral.

Devilman es un shonen clásico serializado en la Shonen Magazine entre 1972 y 1973. Desde entonces ha sufrido todo un cúmulo de spin-off, secuelas, remakes y nuevas versiones. Lo que Panini publicará en nuestro país es la obra original tal y como se publicó por primera vez. Digo esto porque incluso la obra original ha sufrido procesos de modificación, redibujado y adimentos con posterioridad.

Un clásico del manga. Una obra de fantasía oscura y terror sobrenatural con un tono oscuro y un tratamiento adulto. Si os gustan este tipo de obras o sois fans de la obra de Go Nagai, creo que es una buena oportunidad de hacerse con este manga.

Gideon Falls. Astiberri.

Una de las grandes sorpresas del comic americano durante el año 2018 llega por fin a nuestro país de la mano de la editorial Astiberri. Se trata de Gideon Falls, obra de Jeff Lemire y Andrea Sorrentino (con color de Dave Stewart).

Publicada originalmente en la editorial Image Comics, en la que todavía continúa, Gideon Falls es una apuesta de los autores en un género como el de la investigación de misterios de naturaleza sobrenatural. Una historia bien construida y un apartado gráfico que apuesta por la innovación y experimentación en cuestiones de narrativa gráfica y de composición de página.

Posiblemente de lo mejor que existe ahora mismo en el comic americano, y desde Abril también aquí.

Podéis leer la reseña en este enlace.

Heathen. Astiberri.

En abril Astiberri  trae Heathen, de Natasha Alterici. La historia de una Valkiria expulsada de Valhalla por desobedecer al padre de todos, Odín. 
Por otro lado, tenemos a Aydis, repudiada por su aldea por besar a otra mujer.
Aydia irá en busca de la Valkiria desterrada para rescatarla.
Alterici se vale de la mitología nórdica para conformar un relato de heroísmo femenino en medio de una época y un mundo de hombres. Una serie original del sello Vault que promete dar que hablar.

Terry y los Piratas. Dolmen.

Dolmen Editorial continúa con su labor de recuperación de clásicos.
Después de títulos como Johnny Hazzard, Flash Gordon, Príncipe Valiente o el Mago Mandrake, toca el turno de otro clásico de aventuras:
Terry y los Piratas, del genian Milton Caniff.

Publicada en 1934, estamos ante una serie innovadora tanto desde un punto de vista narrativo como estilisto, y es que muchos autores han sido influenciados por Cannif.

Estamos ante una historia de aventuras en donde su protagonista, Terry, recibe el mapa de un tesoro, ubicado en algún lugar de China.
Terry, junto con su tutor Pat, irá en la búsqueda de este tesoro.

Estamos ante una serie larga, en donde uno de sus mayores activos es la gran cantidad de personajes secundarios.

Ha sido publicada anteriormente en nuestro país por Norma y Planeta pero las ediciones de Dolmen de estos clásicos están superando a todas sus predecesoras.

Terry y los Piratas

Con esto cerramos la tanda de recomendaciones de este mes.
Con motivo del Salón del Cómic de Barcelona tenemos muchísimas novedades y lógicamente habrá cosas que sean muy buenas que aquí no estén.
No pretendemos hacer un dogma, ojo, aquí cada uno de los colaboradores ha recomendado algo que conoce, que le gusta y que considera atractivo e interesante.

Las obras de este artículo han sido elegidas por los siguientes colaboradores de la web:
Javi Parker, Juanpedro Tocino Castro,Roberto Pineda, Eduardo Diaz-Guijarro, Andrés Casas, Juan Carlos Polo y José Ramón Álvarez.


La Patrulla X de Neal Adams

La Patrulla X de Neal Adams

La Patrulla X de Neal Adams tal vez sea una etapa infravalorada o quizás poco conocida para el gran público, digo quizás porque en los últimos años se han publicado varias ediciones de esta obra, que durante bastante tiempo sólo estuvo disponible en los tebeos de Ediciones Vértice.

Para entender bien el impacto que supuso la llegada de este autor a la colección es necesario explicar la situación de los mutantes dentro de la editorial Marvel, y es que en aquellas fechas eran el patito feo, la serie que menos vendía, y tenían todas las papeletas para echar el cierre, como así pasó.

Los antecedentes:

En los números anteriores a la llegada de Neal Adams, varios autores se habían hecho  cargo de la serie.
Tendremos a Gary Friedrich y Arnold Drake en los guiones, y dibujantes como Wernert Roth, Don Heck, Jim Steranko y un Barry Smith que todavía no había comenzado a dibujar Conan y que en esos momentos no era un dibujante estrella.

Si nos ponemos a analizar la colección, La Patrulla X, a diferencia de Los Vengadores, no tenía una gran variedad de personajes, ya que su formación era fija y estable, y a diferencia de los 4 Fantásticos, cuyos acontecimientos la convertían en el epicentro de la editorial, ya que estos influían de forma directa en la configuración del Universo Marvel, esta serie estaba algo apartada del resto de personajes de la editorial, salvo algunos crossovers esporádicos en donde veríamos a personajes como Los Vengadores, la Antorcha Humana, el Conde Nefaría y poco más.

En estos números previos a la llegada de Neal Adams,  ya vemos una Patrulla X ya más adulta, sin la tutela de un Profesor Xavier que en esos momentos estaba muerto, y con el peligro de disolverse como grupo.
Estamos ante unos personajes que se enfrentan al mundo exterior, sin la protección de la escuela del profesor y  algo cambiados.  Eso de ir todos con el mismo uniforme ha quedado ya muy lejos.

Resumiendo: es una Patrulla X bastante cambiada respecto a los inicios de Stan Lee y Jack Kirby.

En el número 49, con portada de Jim Steranko, guiones de Arnold Drake y dibujos de Wernert Roth tendremos dos novedades importantes.

Mesmero, aliado de Magneto, utiliza un arma de rayos para despertar poderes mutantes en los humanos, y es que muchos tienen el gen mutante sin saberlo y sin que se haya desarrollado.
Esto tiene como consecuencia la aparición de un nuevo personaje Lorna Dane, mutante, que más adelante toma el nombre código de Polaris, rompiendo así la formación estática de los cinco hombres x originales.
Posteriormente aparecerá Alex Summers, hermano de Scott Summers, y con esto vemos que el número de hombres x empieza a ser mayor.

Esto implica dos cosas:

La primera es que hay dos hombres x nuevos y pasan a ser siete, y la segunda es que se deja la puerta abierta a que haya muchos más mutantes, y es que hasta la fecha los mutantes aparecían con cuentagotas. Personajes como Unus el Intocable o La Mole se habían unido a la Hermandad de Mutantes Diabólicos. Mercurio y la Bruja Escarlata dejan la Hermandad para pasar a Los Vengadores.
El Mímico tuvo un final trágico y Banshee después de un enfrentamiento con la Patrulla X desaparece de la serie.
Por unas cosas u otras, la formación permanecía inalterable y nunca pasaba de cinco miembros.

La segunda consecuencia, el baile de personajes y los contínuos cambios, imitando así el esquema de la serie de Los Vengadores, ya no la veríamos hasta el Giant Size X Men 1, y es que a esta Patrulla X original le quedaban dos telediarios.

Esto que ahora nos parece lo más normal del mundo, y en aquellas fechas era toda una novedad , daba más juego a los guionistas, como veríamos con el triángulo amoroso formado  Lorna Dane, Bobby Drake y Alex Summers.

Pasada la breve etapa de Steranko, y después de una aparición fugaz de Barry Smith en una historia donde veremos a Blastaar, entramos de lleno en la etapa de Neal Adams.

Neal Adams es contratado para Marvel siendo ya una estrella, había hecho trabajos importantes para Dc, en donde además de dibujar hacia sus propias historias.
Trabajos en series como   Our Army at War, The Brave and The Bold o House of Mistery le respaldaban, además de ser un brillante portadista.

Por otro lado, Adams se hace cargo de la serie que menos vende lo cual le viene muy bien ya que se le permite experimentar con un dibujo distinto, una composición de viñetas totalmente revolucionaria y una narrativa innovadora.

Total, la serie no podía ir a peor y se podía correr un riesgo con el estilo de Adams.

Dibujos que se salen de las viñetas, composiciones de página un tanto irregulares, que a veces dificultan la lectura de la página y splahs page impresionantes hacen de Adams un dibujante diferente.

Además de la Tierra Salvaje, en esta etapa se recupera a los Centinelas, esos robots gigantes cuyo fin es aniquilar a los mutantes.
En una nueva vuelta de tuerca al concepto de los  Centinelas, veremos que aquí se les va la cosa de las manos y se vuelven contra el hijo de su creador, Simon Trask, el cual también resulta ser mutante, lo cual nos lleva a lo que vimos en el número 49 de la serie:
Empieza a haber muchos mutantes sueltos y descontrolados.
Tendremos también la aparición de un mutante japonés llamado Fuego Solar, pero lo que marca quizás esta etapa es la creación de un villano llamado Saurón, nombre dado en homenaje a las novelas de Tolkien.

Karl Lykos, verdadero nombre de Sauron, es un científico que siendo joven, en una expedición por la Tierra del Fuego, es mordido por unos pterodáctilos mutantes.
A unos les picaba una araña, a este un bicho prehistórico. y nada, otro mutante más a añadir a la colección.
Con el tiempo Lykos desarrolla un poder, y es que puede drenar la energía vital de otros organismos, lo cual es muy tentador, para que engañarnos.
La Patrulla X acude a su clínica para buscar un tratamiento para Alex Summers, el cual sale malparado de su aventura en Egipto, y Lykos, debido a esta sobredosis de energía, se convierte en Saurón.

Si alguno ve ciertas similitudes entre Saurón y Man Bat, pues hombre, algo hay, para que engañarnos, y es que Man Bat es posterior, pero parece ser que la primera idea de Adams es que Sauron sea un murciélago.

Adams se despediría de la serie en el número 65, en donde tendremos la vuelta de Charles Xavier, que en realidad no estaba muerto, estaba preparándose para combatir a una amenaza alienígena muy peligrosa.  Su lugar lo había ocupado otro mutante llamado El Cambiante, el cual estaba enfermo, y solamente Jean Grey estaba al corriente del tema.

En el número siguiente, dibujado por Sal Buscema y con la aparición de La Masa, la serie cierra,  Las ventas son bajas, a pesar de que con la llegada de Neal Adams habían subido.

Valoraciones:

Siendo una etapa breve, que destaca sobre todo por su dibujo, que es espectacular, hay que valorar también las aportaciones que hace a nivel de argumento.

Resumiendo, el tándem Roy Thomas & Neal Adams intentan salvar las ventas de la serie, sin conseguirlo, ya que esta cierra, pero ampliando varios conceptos y creando otros, que posteriormente fueron utilizados más adelante a partir del mítico Giant Size 1.
Personajes como Fuego Solar serian recuperados y más adelante veríamos de nuevo a Karl Lykos, esta vez en la Tierra Salvaje.

¡Bienvenido al Mundo del Cómic! Si te interesa leer sobre el mundo del cómic, éste es tu sitio, un blog donde podrás encontrar reseñas e información sobre todo tipo de cómics. En el mundo del cómic hablaremos de todo tipo de obras y autores, desde el cómic europeo más tradicional, hasta los mangas más innovadores y transgresores sin olvidarnos del mainstream del cómic americano (Marvel y DC) y el mercado independiente. Un mención aparte merece el cómic español, del cual trataremos en profundidad, desde lo más clásico a los autores más relevantes que existen ahora en el panorama del cómic español.

Para ello hemos reunido a una serie de colaboradores que participarán de forma asidua en este proyecto que pretende simplemente difundir el noveno arte. Poco a poco los iréis conociendo al tiempo que descubriréis de su mano nuevas (y viejas) historias en viñetas que todo ávido lector de cómics debería conocer.